El Supremo rechaza la retroactividad total de las cláusulas suelo

Las devoluciones por las polémicas cláusulas suelo tendrán un carácter retroactivo hasta el 9 de mayo de 2013, según un comunicado emitido por el Tribunal Supremo en el que reafirma que estas condiciones, que afectan aún a hipotecas por valor de más de 46.000 millones, son ilegales cuando existe falta de transparencia o de proporción con otras cláusulas del contrato.

La decisión del Alto Tribunal desestima el recurso presentado por varias entidades que pretendían que se rectificara la doctrina que marcó hace casi dos años en la que declaraba la nulidad de estas cláusulas por abusivas. El Supremo admite, eso sí, que esta disposición es «lícita» siempre que «su transparencia permita al consumidor identificarlas como definidoras del objeto principal del contrato y conocer el real reparto de riesgos de la variabilidad de los tipos».

La retroactividad que marca esta decisión, a partir de mayo de 2013, supone un alivio para las entidades que ya han sido condenadas o que pueden serlo en el futuro, puesto que limita a sólo dos años el periodo en el que se deberá reembolsar las cantidades cobradas mediante estas cláusulas.

El histórico fallo de 2013 ya obligó a BBVA, Novagalicia y Cajamar a retirar las cláusulas suelo de sus carteras hipotecarias ante la estricta transparencia que exigió el Supremo en los contratos para considerar válidas estas condiciones, que limitan lo que puede llegar a rebajarse la cuota hipotecaria por la evolución a la baja del euríbor.