Sube la presión fiscal de los salarios

Sube la presión fiscal sobre los salarios. En 2014 alcanzó de media para un trabajador sin hijos el 40,7%. Este índice mide la carga fiscal sobre la remuneración laboral y tiene en cuenta el impuesto sobre la renta, la seguridad social a costa del trabajador y del empresario y las deducciones fiscales. La cuña fiscal subió ligeramente el año pasado, 0,05 puntos porcentuales respecto al ejercicio anterior.

Esta subida se atribuye fundamentalmente al incremento del IRPF del año pasado. Este aumento situó la presión fiscal sobre los salarios de España por encima de la media de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), en el 36%, según el informe Taxig Wages (fiscalidad laboral) elaborado por el organismo con sede en París.

Este ligero repunte de la presión fiscal sitúa a España en el puesto 13 de 34 del conjunto de países miembros de la organización. La agencia destaca que la carga fiscal sobre el empleo en 2014 se ha incrementado en 2,1 puntos porcentuales en comparación con el año 2000, cuando era del 38,6%, y en 2,4 puntos porcentuales en relación a 2009, cuando era del 38,3%.